Estas pequeñas pastas son uno de los postres más populares de Canadá. Se hacen con mantequilla, azúcar, sirope de arce y huevos. A la masa se le da una forma redondeada, con un diámetro de mayor tamaño en la capa superior que en la base. Una vez hechas, se hornean hasta que se consigue que la parte de dentro quede semi-sólida y la capa superior esté crujiente. Tienes toda la información en: “Gastronomía de Canadá: platos y postres tradicionales“.

Tienes toda la información en: "Gastronomía de Canadá: platos y postres tradicionales".