Los Knödel son una elaboración típica de Alemania y otras zonas de Europa que se sirve tanto de plato principal como de acompañante. En este artículo, te damos información sobre este plato, hablamos de su receta y distinguimos los diferentes tipos existentes.

A continuación tienes un índice con todos los puntos que vamos a tratar en este artículo.

Índice del artículo

La comida típica de Alemania: el nudel o Knödel

Qué es

Aunque puede encontrarse escrito como nudel, esta adaptación no es totalmente correcta y su nombre oficial en alemán es Knödel o Klöße. Los Knödel son bolas de masa hervida que se pueden hacer de diversas formas y con varios ingredientes.

Son típicas sobre todo en el sureste de Alemania, República Checa, algunas zonas de Austria y en el Alto Adigio, una provincia italiana con tradición austriaca.

No se debe confundir con la palabra alemana Nudel, que significa fideos. Por ello, si viajas a una zona en la que se hable alemán, es mejor llamarlos Knödel, dumplings en inglés.

Hay distintas formas de servir los Knödel. Se pueden preparar como plato principal o como acompañamiento de numerosas comidas. Además, algunas variantes están rellenas y pueden cocinarse tanto dulces como saladas.

Elaboración

Los ingredientes básicos que se necesitan para elaborar la variante básica de los Knödel son los siguientes:

  • 250 g de pan blanco cortado en trozos pequeños
  • 1 cuchara de mantequilla
  • 3 huevos
  • 250 ml de leche
  • 1 cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • Pimienta negra molida
  • Perejil
  • Sal

En primer lugar, se calienta en la sartén la mantequilla y se sofríen en ella la cebolla y el ajo ya cortados. Por otro lado, en una olla se calienta la leche a fuego lento. Una vez que empiece a hervir, se añade el pan. Retirar la leche que el pan no haya absorbido.

Se baten los huevos con la cebolla y el ajo, y se añade pimienta y sal. Se incorpora a la olla del pan junto con perejil picado y se mezcla todo hasta que quede formada una masa.

Con las manos humedecidas, se van haciendo con la masa una especie de albóndigas compactas. Se ponen en una olla con agua hirviendo y se cocinan alrededor de 15 minutos. Por último, se dejan enfriar a temperatura ambiente.

Tipos

Como hemos nombrado anteriormente, hay numerosos tipos de Knödel que se diferencian en gran parte por el ingrediente principal que llevan:

Dampfnudel
se cocinan con masa de levadura fresca. Tienen una costra dorada de sabor salado.
Semmelknödel
se elaboran principalmente con pan y para cocinarlos se utiliza pan duro. Suele ser un acompañamiento del plato principal.
Germknödel
lleva azúcar glas, semillas de amapola y mantequilla o helado de vainilla, por lo que es una variante dulce. Además, por dentro lleva mermelada de ciruela.
Klüten
está formado en su mayoría por harina y acompaña tanto platos dulces como salados.
Königsberger Klopse
típicos de los alrededores de Berlín, Alemania, aunque son originarios de Prusia Oriental, actualmente Polonia, Lituania y Rusia. Se elaboran con carne.

No obstante, éstos no son los únicos tipos, pues en cada zona predomina una vriedad distinta, por lo que se pueden probar decenas de Knödel diferentes.




Este artículo ha sido compartido 66 veces. Hemos dedicado muchas horas para recopilar esta información. Si te ha gustado, compártelo, por favor:

Finalmente, hemos seleccionado el artículo anterior y siguiente del bloque "Platos típicos del mundo" para que puedas seguir la lectura: