Población: 60 millones de habitantes

Superficie: 301.338 km²

Densidad: 198 hab/ km2

Capital: Roma

Religión: 85% de Católicos

Lenguas oficiales: Italiano

Régimen político: República democrática

Desfase horario: UTC +1

Electricidad: 220 voltios

Fiestas y días festivos: 1 de enero – Día de Año Nuevo, 6 de enero – Epifanía del Señor, Ultimo jueves de enero – Giubiana, Febrero y Marzo – Carnaval de Venecia, 25 abril – Día de la Liberación, 1 de mayo – Fiesta del Trabajo, 2 de junio – Fiesta de la República, 15 de agosto – Asunción de la Virgen, Septiembre – Festival Internacional de Cine de Venecia, 4 de octubre – Fiesta de Francisco de Asís, 1 de noviembre – Fiesta de Todos los Santos, 8 de diciembre – Día de la Inmaculada Concepción, 25 de diciembre – Navidad en Italia, 26 de diciembre – San Esteban

Salud: No hay ninguna vacuna obligatoria

Italia es, probablemente, el país que más despierta nuestros sentidos del planeta. Desde el arte a la gastronomía, desde las zonas rurales a las grandes ciudades o desde el campo a las playas. Italia lo tiene todo. Un país que ha defendido el placer de la comida tradicional, fiel a los productos frescos y autóctonos. Lo que comenzó como una protesta local contra la comida rápida se ha convertido en un movimiento mundial.

Con 44 sitios, Italia es el país con más lugares incluidos en la lista de Patrimonio de la Humanidad de UNESCO. Las grandes ciudades del arte se encuentran en este país, Roma, Venecia y Florencia. Todas ellas enamoran a sus visitantes que siempre desean volver. Son ciudades que te transportan al pasado, que te hacen revivir otros tiempos.

Italia es el país de Romeo y Julieta, de los gladiadores, de los romanos y por supuesto de Hércules. Es el país del gran imperio y sus dioses. Y sin duda un paseo por las ciudades ya nombradas o por ejemplo Verona, Milán, Nápoles o la Toscana hacen de tu viaje una experiencia inolvidable.

Además de los tesoros de arte de Italia, encontrarás el placer del campo, esquiar en los Alpes, excursiones por los Dolomitas o zambullirte en las playas de Cerdeña.

Viajar a Italia es empaparse de su cultura, de su modo de vida. Es tomar una expreso en la terraza de una cafetería, saborear un delicioso helado o disfrutar de una larga comida bajo el sol del mediterráneo.