Valencia es la capital de la Comunidad Valenciana y una de las ciudades con el casco histórico de mayor extensión de España. Este destino es uno de los más populares dentro de los turistas que viajan a España debido a los importantes atractivos históricos, culturales, artísticos y monumentales que posee, si tenemos Valencia como próximo destino de viaje debemos visitar:

La Lonja de la Seda. Este edificio de arquitectura gótica que se encuentra ubicado en el centro de Valencia fue construido entre los siglos XV y XIV siendo una muestra importante de la revolución comercial que atravesó el territorio en la época de la Baja Edad Media. Actualmente es Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

La Catedral de Valencia. Ubicada sobre lo que fue la mezquita de Balansiya, esta catedral de estilo gótico con influencias mediterráneas, fue construida en el siglo XI y consagrada a Santa María en 1238. En su interior podremos visualizar pinturas de la etapa del Quattrocento, además de, la torre campanario inaugurada a mediados del siglo XV y que es conocida como El Miguelete.

La Ciudad de las Artes y las Ciencias. Ubicada en el final de lo que fue el cauce del río Turia, este complejo cultural y arquitectónico es uno de los más importantes de España. Dentro de los edificios que lo conforman destacan: L’Hemisfèric, el Museo de las Ciencias Príncipe Felipe,el Oceanográfico, el Palacio de las Artes Reina Sofía y el Ágora.

Las Torres de Serranos. Construidas por Pere Balaguer –quien tomó de inspiración las puertas góticas de Cataluña– estas torres son parte de las doce que antiguamente fueron muralla de protección de la ciudad de Valencia.

La Basílica de la Virgen de los Desamparados. Como parte de las diversas construcciones de estilo barroco que se realizaron en Valencia a lo largo del siglo XVII, podemos encontrar a la Capilla de la Virgen de los Desamparados, la misma que desde finales del siglo XIX ostenta el título de basílica.

La Plaza de Toros. Construida a finales del siglo XIX, esta plaza que cuenta con más de cincuenta metros de diámetro del ruedo, destaca por su estilo neoclásico muy similar al anfiteatro de Nimes en Francia. Es considerada una de las plazas de toros más grandes del territorio español.