La red de trenes dentro de la ciudad de Florencia no es muy extensa y, principalmente conecta hacia la periferia de la ciudad. La estación Terminal de Santa María Novella, a unos pasos del centro, es la más importante y desde allí se puede conectar, además, con toda la red ferroviaria de Italia, hacia otras ciudades.

Los billetes de tren urbanos están integrados a la red de autobuses urbanos. Con un billete de Ataf (autobuses) podemos montarnos en el tren. Para el detalle de horarios es conveniente visitar la web de Trenitalia.

Florencia dispone de una línea de tranvía, la T1, que también está integrada a la red de buses y trenes. Une el centro con Scandicci, el más populoso barrio de extrarradio que se sitúa 6 kilómetros al sudoeste, con 14 paradas intermedias. Parte desde Villa Costanza, donde hay un depósito de autobuses y llega a la estación de Santa María Novella. Los servicios operan diariamente entre las 5 y las 0:30 horas.