La forma más sencilla de entrar a Jordania es por aire. La aerolínea Royal Jordanian tiene varios destinos en el Medio Oriente, Europa y Asia. Otras aerolíneas que llegan a Jordania incluyen Air France, British Airways, KLM, Turkish Airlines, Austrian Airlines, Cyprus Airways, Air Romania, Lufthansa, Olympic, Swissair y varias aerolíneas de países del Medio Oriente.

Si se quiere un medio de transporte más escénico, hay ferries entre Aqaba y el puerto egipcio de Nuweibeh. Hay servicios diarios a las 15:00. El viaje de ida toma 3 horas y media y el precio de los billetes es de 9 euros. Si quiere acortar tiempos puedes tomar una lancha por 32 euros, que sale a las 12:00.

Los trenes también son otra opción. El tren de Hijaz Railway sale una vez a la semana uniendo Amman y Damasco. Fue construido por el Imperio Otomano a comienzos del siglo XX. Sale todos los domingos de Damasco a las 07:30 y llega a Amman a las 17:00. El billete tiene un coste de 2 euros y sólo puede ser comprado el día del viaje.

Finalmente, se puede cruzar a la frontera jordana en autobús desde varios países. Desde Damasco se puede tomar un autobús de la empresa JETT o Kayak. El viaje toma entre 5 a 6 horas, incluyendo el tiempo para completar los trámites para cruzar la frontera. Se recomienda reservar con al menos dos días de anticipación. Espera pagar unos 5 euros. También hay servicios de los autobuses JETT desde Jeddah en Arabia Saudita que sale 3 veces a la semana. El viaje toma 22 horas.