En cualquier época del año podemos ir a alguno de los spas de Costa Brava a relajarnos y desconectarnos de la rutina. Además de que podemos disfrutar de únicas sesiones de relajación al lado del mar, un escenario perfecto para el relax.

Spa en la Costa Brava

Entre los más destacados está Grèvol Spa, en Ripollés. Se trata de un chalet de montaña hecho en piedra y madera, que se integra perfectamente en el entorno natural del valle de Camprodon. Sus habitaciones disponen de balcón o terraza. La zona de aguas tiene piscina climatizada, jacuzzi, sauna finlandesa y de vapor, etc., y una zona de spa donde se efectúan las sesiones anti estrés y de tonificación.

Spa en la Costa Brava  imposición de manos

Le sigue el Placeté verd, un centro de salud y estética ubicado en la ciudad de Girona, en un bello entorno rural. Aquí puede darse el Baño de Cleopatra con leche de burra, o vinoterapia, llamado vitis spa. También puede disfrutar de un tratamiento corporal de rosa de Bulgaria y otros tratamientos terapéuticos muy creativos.

Spa en la Costa Brava  centros de relajación

A mil metros de altitud está el hotel Spa Resguard dels Vents, donde se respira aire puro y se disfruta del silencio por el bosque de alrededor. El spa tiene sauna finlandesa, pediluvio, mármoles calientes y zona de masajes.

Hotel Evenia Olympic Suites & SPA, Lloret de Mar en Costa Brava.

Get the Flash Player to see the wordTube Media Player.