La Playa de Charco Azul se encuentra en el noreste de la isla de La Palma. Se trata de un conjunto de piscinas naturales de gran belleza, que fueron acondicionadas de tal manera que puede tomarse el baño en cualquier época del año. Está compuesto por una piscina grande, otra infantil y una charca llamada “Charco de las Damas”.

El conjunto discurre a lo largo del paseo peatonal de El Melonar, que une la Villa de San Andrés y Sauces con el Puerto Espíndola. Tiene una longitud de 20 metros con 10 de anchura. Pese a tratarse de una playa de rocas con fuerte oleaje, constituye uno de las principales zonas de baño del norte de La Palma, ya que en las piscinas el agua es muy tranquila.

La zona cuenta con servicios de vestuarios y duchas, aseos, servicios de limpieza y vigilancia, y un puesto de la Cruz Roja. Durante la temporada abren los kioskos y chiringuitos.

Tiene un índice de ocupación bastante elevado, por tratarse de una playa semiurbana de fácil acceso y por ser muy aconsejable para llevar a los niños.

Se puede llegar hasta allí con el servicio no urbano de guaguas o con coche, ya que dispone de un aparcamiento de 50 plazas.