Hablar de los platos típicos del mundo da para mucho y es que existe un sinfín de posibilidades gastronómicas en cada rincón de nuestro planeta. Podemos hablar de la cocina oriental, la dieta mediterránea, la comida árabe-libanesa y la cocina hispana, entre otras regiones gastronómicas destacables. Sin embargo, ¿cuál es la más saludable? ¿Y la más demandada por el turista? Te desvelamos esto y mucho más a continuación.

A continuación tienes un índice con todos los puntos que vamos a tratar en este artículo.

Índice

Platos típicos del mundo

Destinos gastronómicos

Para gustos colores, aunque en este caso más valdría hablar de “comidas”. A la hora de determinar cuáles con los mejores platos del mundo o los más importantes, uno de los primeros datos a analizar es cuáles son las comidas o ingredientes que típicamente le gustan a todo o casi todo el mundo.

Así, diversos estudios han demostrado que el ingrediente que más suele gustarle a la sociedad en general son las patatas fritas, debido a su alto porcentaje en hidratos de carbono y grasas saturadas. Este estudio, llevado a cabo por la revista científica Scientific Reports, concluyó que las patatas fritas pueden llegar a hacer que aumente el nivel de dopamina, es decir, la hormona del placer.

Posiblemente sea esta la razón por la que los platos más exquisitos del mundo las incluyen como guarnición. Entre ellos, el pescado frito tan común en la cocina española o la gastronomía hispana, las hamburguesas, en las que las patatas fritas no pueden faltar como acompañante, la milanesa con papas de la cocina argentina y un largo etcétera.

Cada país tiene un conjunto de platos típicos y muchos de ellos pueden hablar de un plato nacional que representa la gastronomía de ese país, como por ejemplo el ceviche peruano o la feijoada en la gastronomía brasileña. Por otro lado, cuando se trata de probar la cocina de cada país, los turistas suelen mostrar una tendencia clara a su paso por cada país, por lo que podemos decir que los 10 platos típicos internacionales preferidos por turistas de todo el mundo son:

  • Pasta (Italia)
  • Roast beef y pudding Yorkshire (Inglaterra)
  • Paella valenciana (España)
  • Pad Tha (Tailandia)
  • Pato al estilo pekinés (China)
  • Moussaka (Grecia)
  • Biryani (La India)
  • Dim sum (Hong Kong)
  • Haggis, neeps y tatties (Escocia)

Se trata de una clasificación genérica que, evidentemente, se adapta a los gustos del público general, por lo que puede que pruebes, por ejemplo, los haggis escoceses y no te gusten en absoluto o al revés: para ti es el plato más exquisito del mundo. No cabe duda de que es cuestión de gustos, pero lo que sí está claro es que la cocina oriental es la que más triunfa en términos generales.

Los ingredientes básicos de la cocina asiática y oriental son los que se mencionan a continuación: nueces de la India, jengibre, galanga o jengibre azul, hierba lemon grass, cebolla tierna y roja, lima, hojas de lima, cebolla roja, cilantro, azúcar de palma cocotera, guindillas o pimientos, salsa de soja, leche de coco, aceite de sésamo, salsa de ostras, arroz, fideos de arroz…

Gracias a todos estos ingredientes, es posible hoy degustar platos tan típicos de la cocina china como el dim sum, el arroz congee, el siew yhok y los fideos asiáticos o chow mein, entre muchos otros platos. Por supuesto, la cocina japonesa se encuentra en pleno auge a nivel mundial y en ella destaca sobre todo el consumo de pescado en platos como el famoso sushi, así como en el maki, el ramen o el bento, entre otros.

Por otro lado, la gastronomía de México se encuentra también en el ranking de las más importantes del planeta por la amplia gama de ingredientes y platos típicos que en ella se pueden hallar, así como la cocina más picante por razones obvias. Posiblemente las enchiladas, fajitas, burritos, quesadillas o totopos sean los platos más conocidos a nivel internacional, si bien la gastronomía mexicana engloba una infinidad de platos y postres típicos dignos de degustar al menos una vez en la vida.

La cocina o dieta mediterránea es la tendencia gastronómica más común entre países mediterráneos situados en Europa, tales como España, Francia, Italia, Portugal, Grecia, Croacia, Chipre… El famoso gazpacho andaluz, la quiche lorraine típica de la cocina francesa, la moussaka o la horiatiki salata de Grecia, la ensalada caprese italiana o el tradicional hummus marroquí son ejemplos muy representativos de la cocina mediterránea.

Cocinas más saludables

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), la dieta japonesa alarga la vida, razón por la que los japoneses son actualmente quienes cuentan con el índice de esperanza de vida más elevado, con una media de 85,4 años de vida para las mujeres y 78,3 en el caso del sexo masculino. Son varios los expertos que relacionan esta longevidad con su forma de alimentarse.

Entre los ingredientes esenciales de la cocina japonesa destaca el arroz, sobre todo el glutinoso de grano medio o corto. Se debe tener en cuenta que el arroz es el cereal más importante en la alimentación humana, dado que contribuye muy efectivamente al aporte calórico de la dieta humana actual. Es un ingrediente básico en todo el mundo, especialmente en la cocina asiática.

Los asiáticos en general y los japoneses en particular emplean un amplio abanico de vegetales en casi todos sus platos, entre ellos el puerro chino o nira, boniatos, pepino, brotes de bambú o takenoko, cebolla verde o negi, rábano daikon, soja verde, judía mungo, sansai… lo cierto es que la lista de los vegetales y hierbas que se consumen en Japón es interminable.

Los japoneses ingieren unas 2.300 calorías de media cada día, dentro de las cuales las grasas ocupan tan solo un 25% del total. El consumo de proteínas es del 15% o menos, mientras que los hidratos de carbono procedentes de los cereales, las pastas y el arroz están muy presentes en sus comidas diarias, tal y como se recomienda para seguir un estilo de vida saludable.

En el segundo puesto del ranking se sitúa la cocina mediterránea, donde el consumo de frutas, verduras, legumbres, frutos secos, pan y aceite de oliva es la cualidad que más la caracteriza. Varios estudios científicos han demostrado que el consumo de todos estos ingredientes reduce en gran medida el riesgo de padecer:

  • Enfermedades cardiovasculares
  • Obesidad abdominal
  • Diabetes tipo 2
  • Hipertensión
  • Infarto
  • Deterioro cognitivo (demencia, enfermedad de Alzheimer…)

Ahora bien, la principal desventaja de la dieta mediterránea es la presencia e gluten, razón por la que en las últimas décadas ha aumentado el número de casos en Europa de enfermedad celíaca, sensibilidad al gluten no celíaca y otros trastornos relacionados con este conjunto de proteínas presentes sobre todo en cereales de secano como el trigo, el centeno, la cebada y la avena.

En tercer lugar, la cocina del Mediterráneo Oriental, en especial la de las costas del Líbano y Siria, es otra de las más saludables del planeta con su gran variedad de ingredientes. Hablamos de la comida árabe-libanesa, muy similar a la dieta mediterránea, si bien la principal diferencia radica en el uso de especias de la India e Irán, las cuales aportan un sabor y un aroma característicos a cada plato.

Este artículo ha sido compartido 45 veces. Hemos dedicado muchas horas para recopilar esta información. Si te ha gustado, compártelo, por favor:

Finalmente, hemos seleccionado el artículo anterior y siguiente del bloque "Gastronomía" para que puedas seguir la lectura: