La gastronomía de las islas Galápagos puede definirse como variada, si bien en ella predomina un amplio abanico de recetas cuyos ingredientes principales son alimentos de mar, sobre todo pescados y mariscos. El modo más habitual de preparar la mayoría de recetas de pescado es al estilo ceviche, es decir, marinado con limón. A continuación te mostramos los platos más importantes de la gastronomía galapagueña.

Arroz marinero

El arroz marinero, también conocido como arroz con mariscos, es un plato muy popular no solo en las islas Galápagos y Ecuador, sino en toda América Latina. Es un plato tradicional de las zonas costeras y, por este motivo, se encuentra entre los principales de Galápagos.

Tal y como su propio nombre indica, el principal ingrediente es el arroz, al cual se le añaden camarones, conchas, calamares, mejillones… en definitiva, todo tipo de mariscos y pescados. También suele llevar ajo, cebolla, pimiento, un toque de cilantro y especias variadas.

Muchos son los que consideran este plato ecuatoriano como el primo hermano de la paella de marisco tan típica de la gastronomía española, principalmente porque su aspecto e ingredientes principales son muy similares: mariscos variados y arroz. Adicionalmente, hay quienes les añaden guisantes y/o arvejas también.

La diferencia entre la paella y el arroz marinero de Galápagos, no obstante, reside en las especias y condimentos que este último lleva, así como en el tipo de arroz. Para el arroz marinero, se emplea arroz de grano largo, mientras que la receta tradicional de paella dicta que debe hacerse con arroz de grano corto.

Por otro lado, el arroz de la paella tiene ese característico color amarillo-rojizo porque se le añade azafrán o colorante alimenticio, mientras que el arroz marinero de Galápagos se elabora con achiote, de ahí su color más oscuro. Por otro lado, el arroz marinero lleva como condimentos base el cilantro y el ajo.

Bacalao con papas

El bacalao con papas es una receta sencilla, descrita como “humilde” por muchos nativos de las islas Galápagos, en la que una vez más el pescado (bacalao) es el ingrediente estrella, tal y como sucede en la mayoría de platos típicos de la costa peruana.

El secreto para que este plato nos quede acorde a como se describe en la receta tradicional son las patatas. Lo ideal sería dejarlas para lo último, una vez hayamos cocinado el bacalao y le hayamos añadido un delicioso sofrito a base de pimiento verde y/o rojo, cebolleta, ajo y tomate.

Una vez pochados los anteriores ingredientes y troceados, es recomendable añadir un toque de vino blanco para potenciar el sabor del plato final. Lo dejamos evaporar e incorporamos las patatas también troceadas al cabo de un rato. No importa si los trozos son regulares o irregulares.

Al final, se añade el caldo de pescado en una cantidad considerable como para cubrir todos los anteriores ingredientes y se cocinan las patatas durante 25 minutos aproximadamente. Este paso, como decíamos, es fundamental para que nos quede un buen plato de bacalao con papas tradicional.

Bolón de verde

El bolón de verde es uno de los platos más importantes de la República de Ecuador, especialmente en las islas Galápagos. Es al mismo tiempo plato nacional y plato más tradicional de este país sudamericano, cuya base es el plátano verde.

De hecho, el plátano verde es una de las frutas más básicas y más ampliamente utilizadas en la cocina ecuatoriana. Suele comerse frito como ingrediente de un gran número de platos en forma de patacones, chifles o también hervido. Se prepara salado y, tras freírlo, adquiere una consistencia dura.

En realidad, varios son los historiadores que estiman que el verdadero origen del bolón de verde se sitúa en Cuba, donde se conoce con el nombre de fufu de plátano dentro de la gastronomía cubana. El ingrediente principal del fufu es el plátano machacado mezclado con chicharrones. También es propio de la gastronomía peruana, en este caso denominado tacacho.

En sus orígenes, el consumo de plátano hervido y machacado se relaciona con los esclavos, una forma de comer plátano que posiblemente provenga de Sierra Leona y Ghana.

Ahora bien: la receta del bolón de verde varía ligeramente con respecto a la del fufu cubano. Así, aunque la receta base es prácticamente la misma, el bolón de verde se mezcla con queso, un ingrediente no incluido en la receta del fufu.

Un bolón de verde, tal y como su nombre indica, es una bola del tamaño casi de un puño hecha a base de plátano verde asado o frito previamente y luego majado y amasado firmemente con las manos. Se le añade un relleno a base de queso, aunque hay quienes prefieren incluir otros ingredientes como carne frita, por ejemplo.

Una vez conseguida la masa firme, el bolón de verde se puede consumir directamente o, si se prefiere, freírlo u hornearlo unos minutos antes de comerlo. De esta forma, queda ligeramente tostado y crujiente por la parte exterior. Se pueden servir acompañados de otros ingredientes, tales como un huevo frito o maíz, entre otros.

Ceviche de canchalagua

Antes de definir en qué consiste este exquisito plato de la gastronomía galapagueña, es importante aclarar a qué nos referimos cuando hablamos de “canchalagua”. La canchalagua es un molusco endémico de unos 5 cm formado por una concha en forma de caparazón y de color negro.

Aunque actualmente el ceviche de canchalagua es un plato popular en todo Galápagos, es especialmente típico de la isla de San Cristóbal, la más oriental del archipiélago. El cebiche o ceviche de canchalagua es un codiciado plato que actualmente solo puede consumirse en tres restaurantes de los veinte que hay en la isla actualmente.

El plato incluye otros ingredientes como arroz y canguil. Su popularidad actualmente se debe a los turistas que visitan a diario la isla; de hecho, se estima que un 60% del consumo de este plato es gracias al turismo que recibe la isla. Según los galapagueños, es un plato “afrodisiaco”.

La textura de la canchalagua es dura, similar a la del pulpo, pero su sabor es parecido al de las almejas o conchas. Para la elaboración de este plato, se emplean tomates, pimientos y cebolla también, así como jugo de limón para potenciar su sabor. Otros ingredientes también frecuentes son el plátano, las papas, el aguacate y la cebolla, entre otros.

Mariscos

Como ya hemos mencionado más arriba, el tipo de comida que predomina en las islas Galápagos son los pescados y mariscos. Las langostas y los camarones son probablemente los más consumidos por las principales poblaciones del archipiélago, tales como Puerto Ayora (isla Santa Cruz) y Puerto Vaquerizo Moreno (isla San Cristóbal).

El ceviche, ya sea de canchalagua o con otro molusco o pescado, se encuentra entre las principales recomendaciones, seguido del encebollado (sopa de pescado) y, por supuesto, no puede faltar un plato de langostas. Las típicas de esta zona es la langosta espinosa, en concreto la la langosta roja y la langosta verde, siendo esta última de mayor tamaño que la roja.

Las langostas pueden consumirse de varias formas y existen multitud de recetas: langosta con salsa especial, langosta con caviar y salsa rosa, langosta gratinada, langosta al horno, langosta a la crema de ajo, arroz con langosta y almejas…

Aunque en la gastronomía de Galápagos se pueden hallar algunos de los principales platos de la gastronomía ecuatoriana, como carnes, patatas, vegetales, granos… y también comidas del ámbito internacional, lo cierto es que lo que más llama la atención si se tiene ocasión de visitar Galápagos es la excelencia a la hora de preparar comida de mar en general.

Pan de yuca

El pan de yuca es un aperitivo oriundo de la costa ecuatoriana y uno de los platos más representativos de Ecuador en la actualidad. Aunque pueda no parecerlo, su receta es muy sencilla. Se suele consumir en el desayuno o merienda, aunque admite cualquier hora del día.

El pan de yuca es típico en todo Ecuador y, además, existen versiones en otros países latinoamericanos, como por ejemplo los famosos pães de queijo o panecillos de queso tradicionales de la gastronomía de Brasil.

Es habitual servirlo acompañado de otras comidas, como batido de yogur con frutas, chocolate… y también como guarnición de otras comidas más fuertes. Para su preparación se utiliza almidón de yuca y el modo de elaboración es muy creativo. Es necesario queso blanco fresco rallado, normalmente mitad de mozzarella y mitad de queso de hoja dominicano.

Para prepararlo se debe empezar por mezclar bien el almidón de yuca con el queso. Tras alrededor de 5 minutos amasando, se agrega huevo y se sigue amasando durante otros cinco minutos hasta que la masa adquiera una consistencia suave. Si resulta complicado, se aconseja añadir un poco de leche para que no quede seca.

Sopa marinera

La sopa marinera o sopa de mariscos es una receta muy típica y tradicional de las islas Galápagos. Al igual que en el caso del arroz marinero, en una sopa de mariscos se pueden añadir todo tipo de alimentos del mar, es decir, pescados y mariscos. Es un plato que actualmente se consume en todo el país.

Los mariscos y pescados más habituales son: almejas (conchas), tenazas de cangrejo, camarones y pescados variados (p. ej. bacalao). El caldo se elabora, además, con cebolla blanca y cebolla roja, vino blanco, maní molido, tomate, cilantro, laurel, achiote, aceite de oliva, un poco de harina para espesar, sal y pimienta.

Lo más importante para obtener un resultado plenamente satisfactorio y fiel a la receta tradicional es hacer primero un sofrito con todos los ingredientes mencionados anteriormente (cilantro, tomate, laurel, achiote, aceite…) con una cantidad abundante de agua. Aunque depende de la cantidad de comensales, unos 3 litros de agua es la cantidad recomendable.