El Monasterio de San Jerónimo se encuentra entre las calles Gran Capitán y López Argüeta, del aristocrático barrio de la Duquesa, en Granada. Fue fundado por orden de los Reyes Católicos en 1492, y su emplazamiento original era en Santa Fe, hasta que en 1500 se trasladó al solar que hoy ocupa el Hospital e Iglesia de San Juan de Dios, y finalmente se mudó a las Huertas del Nublo de los reyes nazaríes, su ubicación actual.

Monasterio de San Jerónimo

Para su construcción se usaron las piedras árabes de la Puerta de Elvira. Consta de Iglesia y Monasterio.Las obras iniciaron con proyecto gótico. Se cambiaron a estilo renacentista al hacerse cargo de la financiación la Duquesa de Sessa, Doña María Manrique, con el objeto de enterrar en la iglesia los restos de su esposo el Gran Capitán, Don Gonzalo Fernández de Córdoba.

Claustro del Monasterio de San Jerónimo

El primer claustro, con 36 arcos semicirculares y plantado de naranjos, tiene una excelente vista de la iglesia y la Galería de los Convalecientes. Impresiona el sosegado ambiente que se crea en pleno centro de la capital. Las monjas jerónimas de clausura ocupan el segundo claustro del Monasterio desde 1967, tras regresar el edificio a manos de la orden.

Cúpulas del Monasterio de San Jerónimo

En el exterior es de estilo gótico y la cabecera ochavada de carácter medieval lo que más impacta por su apariencia de fortaleza. La Iglesia tiene planta de cruz latina en una sola nave con cubierta de bóvedas góticas de crucería y capillas laterales. En ella el retablo manierista de la Capilla Mayor es la obra más sobresaliente. El Coro tiene una sillería realizada por Siloé de alto valor estético.

Get the Flash Player to see the wordTube Media Player.

Puede visitarse diariamente de 10 a 13:30 horas y de 16 a 19:30. La entrada es de €3,50.