Desde hace más de mil años el Mercado de Rialto abastece a Venecia. El Puente de Rialto, construido en 1250, le debe su nombre. Está ubicado en el sestiere de San Polo, barrio en el que se encuentran los más antiguos e importantes edificios de la ciudad de estilo véneto-bizantino.

En la antigüedad era una especie de centro comercial, el corazón mercantil de la ciudad, donde se podía comprar desde frutas y verduras hasta los productos de lujo. Actualmente se pueden diferenciar dos zonas: la Erberia y la Pescheria.

En la Erberia, al oeste del puente de Rialto, se venden las frutas y verduras en un colorista espectáculo. La Pescheria, bajo el pórtico de una construcción neogótica que llega hasta el Gran Canal, es la lonja del pescado adonde, desde la madrugada, llegan las barcas con el pescado fresco de la mar.

Get the Flash Player to see the wordTube Media Player.

Todo este ambiente bullicioso está rodeado de una zona comercial con las tiendas más tradicionales donde podemos adquirir quesos, pastas, aceites y demás productos típicos o, simplemente, disfrutar de una tapa y un vino regional (ombre con cichetti) en cualquier establecimiento de comidas.

Todo el espectáculo es para madrugadores. Si bien el mercado abre de martes a sábados desde las 8:30 hasta las 12 horas, las barcas llegan desde muy temprano y el trajinar de los comerciantes es digno de ver.