Papagayo es uno de los destinos más privilegiados de todos los que conforman las playas de Lanzarote. El Pozo, Puerto Muelas y el Papagayo son algunas de las calas más concurridas en los más de dos kilómetros de extensión con los que cuenta este destino.

La Playa Papagayo

La Playa

La playa de Papagayo está ubicada en el Área Protegida de Los Ajaches (parque natural de Lanzarote) y para acceder a ella tendremos que abonar seis euros por ingresar en nuestro coche. Cerca de Papagayo encontraremos a Playa Blanca –núcleo turístico muy importante de Lanzarote–, destino paradisiaco al que podremos llegar en menos de cinco minutos en coche desde las otras calas.

Esta cala de arena blanca tiene una extensión de ciento veinte metros ideales, por su aspecto cristalino, para practicar buceo, pesca y snorkel (sus aguas son de color turquesa, lo que la dota de un aire similar a las playas caribeñas).

Playa Papagayo

Si viajamos en verano a Papagayo tendremos que madrugar para encontrar una buena ubicación y disfrutar de un momento de tranquilidad antes de que comience la aglomeración. La mayoría de visitantes llegan alrededor de las once de la mañana a este destino y cuenta con todas las medidas de seguridad ideales para viajar con niños.

Desde esta playa podremos visualizar el islote de Lobos y la vecina isla de Fuerteventura, siendo el cuadro paisajístico uno de sus principales atractivos. Además, cuenta con el clima del sur de Lanzarote, es decir, mucho sol y poco viento.

Qué hacer

Timanfaya

Después de disfrutar de la playa podemos visitar Timanfaya, parque nacional que se encuentra en los municipios de Yaiza y Tinajo de la isla de Lanzarote, y que fue declarado Parque Nacional en 1974. Este parque volcánico cuenta con más de cincuenta kilómetros cuadrados de extensión y es considerado el segundo parque nacional más importante de Canarias.

Les recomendamos llevar todo lo necesario para pasar un día o fin de semana de playa sin complicaciones ya que en el lugar solo existe un chiringuito donde es posible que no encontremos lo que necesitamos y los precios suelen ser más costosos que en otros destinos. Es importante llevar comida, bebidas y otros como sombrilla, toallas, sillas, etc.