La mayor parte de festividades en Estocolmo se dan entre abril y agosto, los meses más cálidos del año.

El 30 de abril lo suecos, cansados del invierno y la nieve, hacen un llamado a la primavera celebrando la Noche de Walpurgis donde organizan hogueras, coros y algunos juegos en calle muy singulares.

Noche de Walpurgis

Durante todo el mes de junio hay diversas fiestas que celebran el verano con danzas típicas y gastronomía. En el primer miércoles de junio, se celebra el Skärgårdsbåtens Dag, un desfile de viejos “vaporettos” que zarpan del embarcadero de Stromkajen para alcanzar el pueblo de Vaxholm, dónde hay danzas folclóricas, un mercado y muchas fiestas. El segundo sábado de junio, se corre la tradicional Maratón de Estocolmo. Unas 18 mil personas salen a correr 42 kilómetros a través de parques y varios lugares símbolo de la ciudad.

Fiesta en Estocolmo

En julio, la música invade las calles de la isla Skeppsholmen y es que se da el Festival de Jazz de Estocolmo, uno de los festivales de música más antiguos de Suecia. Este reúne a artistas locales e internacionales. A finales del mes, los colores del arcoíris se hacen presentes en el “Stoccolma Pride”. Unas 50.000 personas participan en uno de los desfiles de orgullo gay más grande del país y Europa.

Jazz en Estocolmo

Para agosto las cosas todavía no se apaciguan. Durante la semana del Festival de la Cultura (“Kulturfestival”) se puede disfrutar de espectáculos de todo tipo: ópera en las aceras, teatro de calle, conciertos, entre otros. En total suman 500 eventos culturales gratuitos.

A finales de septiembre, con el clima más frío, unos 30.000 suecos se reúnen para el Festival de la Cerveza y el Whisky. En noviembre, la gente se refugia en los cines para el Festival Internacional de Cine de Estocolmo donde se ve lo mejor del séptimo arte nórdico. Finalmente, banquete del Premio Nobel tiene lugar en el Ayuntamiento el 10 de diciembre.