Fataga se encuentra a unos 8 kilómetros al sur de San Bartolomé de Tirajana, municipio a que pertenece, en la isla de Gran Canaria. Está considerado uno de los pueblos más bonitos de la isla y fue declarado Paisaje Protegido, por sus valores estéticos y culturales.

Fataga en Gran Canaria

Situado sobre una roca que parece que se desplomará en el momento más inesperado, Fataga está rodeado de un paisaje de montañas preciosas y abruptos barrancos, con sus cauces poblados por densos palmerales.
En el pueblo las casas aún conservan su arquitectura tradicional, en las callejuelas estrechas pavimentadas en piedra. La iglesia de San José, del año de 1880 será una magnífica visita para realizar.

Calle de Fataga

Las presas de Chira y Las Niñas se hallan vecinas al pueblo, en un marco de increíble belleza, con vistas incomparables. La tranquilidad reina en este sitio tan cercano a lugares tan animados como Playa del Inglés, de la que lo separan unos 20 minutos.

Presa de Las Niñas

Pasear en camello por el Barranco de Fataga puede ser una experiencia inolvidable, tanto por lo exótico del transporte, como por los precipicios de vértigo de la zona y su increíble vegetación, no por nada lo llaman “el valle de las mil palmeras”.

Palmeral en Fataga