Ramsés II reinó durante un total de 66 años y se considera que poseía cierta obsesión por construir templos espectaculares en las riberas del Nilo. Así, durante su reinado tuvieron lugar las obras de ampliación del Templo de Abidos y el Templo de Amón en Tebas. También mandó construir el gran templo funerario de Ramesseum, en el Valle de los Reyes, que estaba destinado a ser su tumba. Tienes más información en: “Faraones del Antiguo Egipto“.

Tienes más información en: "Faraones del Antiguo Egipto".