Las Fallas de San José son la fiesta más popular de Valencia, en honor de su santo patrono. Declarada Fiesta de Interés Turístico Internacional, año tras año llegan turistas del mundo entero a participar. Porque se trata de una fiesta que integra a los visitantes. Donde nadie puede pasarlo mal.

Ambiente de Fallas

La fiesta y la alegría se trasladan a la calle desde el 1 de marzo, cuando diariamente encienden mascletáes, espectáculos pirotécnicos de sonido que gustan a todos. Todos los días hay bailes populares y se organizan paellas gigantes. Los grupos de falleros invaden las calles con sus trajes tradicionales llenos de color. Y las calles compiten con la decoración y la iluminación.

Calle Iluminada en Fallas

La semana fuerte inicia el 15 de marzo, cuando durante la noche los falleros montan las fallas en plazas y cruces de calles. Mágicamente la ciudad despierta con casi 400 monumentos de cartón piedra, delicadamente pintados representando todos los problemas que la población quiere criticar.

Ofrenda de Flores a la Virgen

Cientos de bandas musicales pasean por las calles y los castillos de fuegos artificiales a la medianoche asombran al público. Durante dos tardes la Ofrenda de Flores a la Virgen de los Desamparados, patrona de la ciudad, completa de flores el manto de la Virgen con un diseño diferente cada año.

Cremá de Fallas

Pero la noche del 19 la fiesta acaba. Con gran alegría se queman las fallas empezando con la ganadora del año. Poco a poco el fuego purificador exorciza los males de la ciudad. A la mañana siguiente la ciudad amanece limpia, como por arte de magia, y del mismo modo, retoma su ritmo cotidiano. Hasta el año que viene!