Si vamos a viajar a Barcelona debemos saber que este destino cuenta con una gran oferta hotelera que va desde pensiones y alojamientos baratos hasta hoteles de lujo con todas las comodidades necesarias.

Si lo que estamos buscando es un hotel barato es importante saber que esta ciudad no es barata ni para hacer turismo ni para alojarnos, por ejemplo, que si nos hospedamos en el centro los precios van desde los 45 euros por noche y se van incrementando según los servicios y requerimientos que tengamos.

En muchos casos será más conveniente el contratar un paquete completo que incluya los pasajes de avión y el alojamiento, aunque, si somos de los viajeros que gustamos de recorrer todo lo posible en una ciudad, lo ideal será un hotel barato cerca al centro ya que casi no estaremos en el por lo que no necesitaremos servicios de lujo.

Una buena opción puede ser el Hotel Medinaceli Barcelona, que se encuentra bien comunicado con el centro de la ciudad y de principales atractivos turísticos como el Acuario de Barcelona, el Museo de Cera, entre otros. Otros hoteles baratos recomendados son el Hotel Alexandra y el Hotel NH Calderón.