La ciudad de Santiago de Compostela se encuentra casi en el centro geográfico de Galicia. Para llegar hasta allí podemos hacerlo de diferentes maneras.

Por aire:
El Aeropuerto de Santiago de Compostela está en Lavacolla, a 10 kilómetros de la ciudad. Hasta él accedemos por la carretera Nacional N-634a, que llega hasta Lugo, y por la autovía A-54. Acceso con autobuses urbanos.

Por ferrocarril:
El servicio de Renfe de trenes de largo recorrido enlaza con Madrid, por medio del Talgo y el Expreso, con Bilbao y, con transbordo, con el resto de Europa. Está centralizado en la Estación de Tren de la calle Hórreo s/n. Los trenes regionales que circulan por la comunidad también llegan allí.
El Transcantábrico que recorre la España Verde desde el País Vasco, acaba en Santiago su recorrido.

Por carretera:
La Autopista del Atlántico AP-9 conecta Santiago con A Coruña, Ferrol, Pontevedra, Vigo, Tui y Portugal. La Autovía del Noroeste A-6 y la Autovía de las Rías Baixas A-52 conectan Galicia con el resto de España.

Distancias desde Santiago de Compostela hasta:
– Madrid: 599 km
– Barcelona: 1.094 km
– Bilbao: 569 km
– León: 325 km
– A Coruña: 57 km
– Lugo: 107 km

La Estación de Autobuses de Santiago está en la calle San Caetano s/n y comunica con los principales municipios gallegos, ciudades españolas y europeas a través de las empresas Alsa, Fraile, Castromil-Monbús y Arrivas, entre otras.