En Lugo el clima es de tipo oceánico de transición, una variante del clima oceánico que se diferencia por presentar una amplitud térmica importante, tanto diaria como anual debido a su lejanía con el mar y no recibir su efecto suavizante. Así es que en, algunas ocasiones, puede haber nevadas suaves.

La temperatura media anual está en torno a los 12ºC. Los inviernos suelen ser fríos, con una temperatura mínima media de 6ºC en diciembre-enero. Los veranos son suaves, con medias de 19ºC en el mes de agosto, siendo las temperaturas de julio de solamente un grado menos.

Las precipitaciones anuales no son tan abundantes como en el resto de Galicia, y rondan los 1.000 litros, con máximas medias de 143 mm en el mes de diciembre, y mínimas en julio con 33 mm. La ciudad de Lugo, por hallarse en el valle del río Miño, tiene abundante humedad ambiente que favorece la presencia de nieblas.