La Catedral de San Patricio en Nueva York es la sede de la Archidiócesis católica del Estado y es la catedral católica más grande de Estados Unidos. Tiene asientos para 2.400 personas y es visitada por más de 3 millones cada año.

Fue diseñada en estilo neogótico por James Renwick y terminada en 1879. La estructura se hizo en mármol blanco y piedra. Se le agregaron varios elementos durante los años, como por ejemplo la casa del párroco, las dos torres de más de 100 metros de alto (1888) y la Capilla de la Virgen (1901).

El interior contiene numerosos altares y estatuas entre las que destacan los altares de San Miguel y San Luis ambos diseñados en Tiffany’s, y el altar de San Isabel, diseñada por Paolo de Medici. Esta última contiene una estatua moderna que hace honor a Ann Seton, la primera santa estadounidense. Mención aparte merece la estatua de La Piedad, tres veces más grande que la de Miguel Ángel en Roma.

La Catedral abre de domingo a viernes de 07:00 a 20:30 y los sábados desde las 08:00. La entrada es libre. Para llegar puedes tomar las línea B, D, F y V a las 47th y 50th Streets.