La Iglesia Metropolitana de la Santísima Trinidad de Buenos Aires, fue consagrada Catedral en 1836. Situada frente a la Plaza de Mayo, en la Avenida Rivadavia, la Catedral de Buenos Aires es uno de los templos más importantes de Argentina.

El edificio que actualmente conocemos es el sexto realizado y data de 1791, ya que ha sufrido un largo historial de derrumbes y reconstrucciones sucesivas desde su primera construcción, cuando el fundador de la ciudad, Don Juan de Garay, en 1780 le designara esa ubicación.


Autor de la imagen: Richie Diesterheft

Fue declarada Monumento Histórico Nacional por su alto valor artístico. Tiene gran diversidad de estilos en su interior debido a que su construcción se prolongó por los siglos XVIII y XIX, aunque es fundamentalmente románica. Presenta un doble pórtico de estilo neoclásico con columnas de orden corintio que le otorga carácter civil, más que religioso. Posee cinco naves y la nave central, con 100 metros de longitud la hacen imponente.


Autor de la imagen: Jörn Wendland

Alberga el Mausoleo del General José de San Martín, el Libertador de América, en la Capilla de Nuestra Señora de la Paz, obra del escultor Albert Carrier-Belleuse. Permanentemente es custodiado por una guardia de honor del Regimiento de Granaderos que él mismo fundara.

En tu visita presta especial atención a los pisos de mosaicos, la sillería del presbiterio y las imágenes de la Virgen de los Dolores y el Santo Cristo de Buenos Aires hecho en el siglo XVII. En la Cripta veremos la Muestra de Arte Sacro, que expone diversos elementos de la historia del templo .

El horario de la Catedral es de lunes a viernes de 8 a 19 horas y sábados y domingos de 9 a 19:30 horas. La Muestra de Arte Sacro puede verse de lunes a viernes de 10 a 16 horas y los sábados de 10 a 13 horas. Para acceder al Mausoleo del Gral. San Martín, de lunes a sábados de 9:30 a 13 horas y de 15 a 17, los domingos de 9 a 11 y de 15 a 19 horas. Disponen de un servicio de visitas guiadas y de audioguías en diferentes idiomas.