Durante la conquista española se impuso en el Perú la religión católica, que es actualmente la religión oficial.
En la ciudad del Cusco se terminó de construir la Catedral o Iglesia principal en el año 1669, luego de varios años de proyectos y reformas.

catedral del cuzco

Originalmente, en 1534, se iba a ubicar en lo que hoy es la Iglesia del Triunfo. Pero en 1541 se le asignó el terreno ubicado frente al Convento de los Mercedarios, aunque, ambos resultaron no ser lo suficientemente amplios y, finalmente, en 1559 se colocó la primera piedra en Quirhuascancha.

Interior de la Catedral del Cuzco

La fachada y los interiores de la iglesia son de estilo renacentista con mucho ornamento. El púlpito es de madera tallada y en los muros se exhiben lienzos de la Escuela Cusqueña. En sus torres y en su portada retablo predomina el estilo gótico renacentista.

Sus columnas son sobrias pero cuentan con elementos decorativos de estilo barroco. Las capillas cuentan con rejas doradas y el altar del Señor de los Temblores cuenta a su vez con gran cantidad de ofrendas de oro y plata.

Señor de los Temblores

La sillería del coro se encuentra en la nave principal y es una de las mejores muestras de la Escuela Cusqueña. Hay numerosas capillas, todas ellas finamente trabajadas y acompañadas de pinturas de los grandes artistas de la época colonial.

Catedral en el Cuzco

La Catedral del Cuzco se ubica en la Plaza de Armas de la ciudad y, podemos visitarla a cualquier hora del día, claro que, para ingresar a ella debes comprar el boleto turístico único que permite el ingreso a: La Catedral, Museo del Palacio Municipal, Museo de Sitio del Coricancha, Santa Catalina, San Blas, Museo Histórico Regional, y otros. Su precio es de 40 euros.