La Casa Vaucluse se encuentra muy cerca al puerto de Sidney y su historia es un poco turbulenta. Empezó a construirse en 1803 como una pequeña casa de piedra, posteriormente Willian Charles Wentworth logró convertirla en una mansión, un poco irregular. Su construcción culminó en 1860.

Casa Vaucluse

La mansión se presenta en la ciudad con una sobreviviente de la Época Colonial. Aunque la familia Wentwoth nunca haya logrado formar parte de la alta sociedad de esa época. En 1911 el Gobierno del Estado compró la casa. La idea era utilizarla como acceso público a las playas de Sidney. Posteriormente se abrieron al público la planta baja y desde esa época forma parte de un grupo de casas que se mantienen intactas y se conservan como sitios históricos. Te recomendamos tener mucho cuidado al subir o bajar las escaleras y en los espacios con poca luz.

Vaucluse house

La Casa Vaucluse abre sus puertas de viernes a domingos de 09:30 a 16:00 horas, en enero abre todos los días, así como en feriado públicos. Cierra en Viernes Santo y Navidad. La entrada general es de ocho dólares australianos o cuatro si son niños. Puedes tomar los autobuses 324 y 325 para llegar. El primero te deja en frente si lo tomas en Circular Quay o Watson Bay, el segundo te deja a unas cuadras, exactamente en las Tiendas Vaucluse, luego tienes que caminar diez minutos.

Sidney house