El Carnaval de Venecia es, probablemente, de uno de los más famosos del mundo, y sin lugar a ninguna duda es el de mayor glamour. El centro de la fiesta es la Plaza San Marco, donde se monta un gran palco.

Tuvo origen en el siglo XII, y ganó gran fama rápidamente. En el siglo XVII los aristócratas se disfrazaban y se ponían máscaras para mezclarse con el pueblo. Napoleón los prohibió y se restablecieron oficialmente en 1979.

Get the Flash Player to see the wordTube Media Player.

Durante 10 días los bailes se suceden y salen comparsas (compagnie della calza) entre las que las más famosas son Los Antiguos y Los Ardientes. La gente sale a desfilar por las calles y a hacerse fotos. Las fiestas son muy caras y se dirigen a clase social alta y turismo de elite. Lo normal es que los turistas paseen con antifaz o máscara que pueden comprarse en cualquier tienda.

Las máscaras y trajes que se usan son iguales a los que se usaban en el siglo XVII. El más tradicional es el conocido como “maschera nobile”, de ropas negras, sombrero de tres picos y careta blanca.

El más tradicional es el “Gran Ballo Mascheranda Serenissima Venezia” que se celebra en el Palacio Pisani Moretta, sobre el Gran Canal. Desde las 20 horas hasta la medianoche. La entrada es de 500€ por persona para un lugar en una mesa, y el límite de asistencia es de 400 invitados. Es el gran acontecimiento social del mundo, llegan personajes famosos entre los que se cuentan diseñadores, aristócratas y artistas de todo tipo. Tiene un tema central alrededor del que se realiza la escenografía.