Al pasear por las calles de Budapest te sorprenderá encontrar una amplia gama de transporte terrestre, entre ellos los clásicos autobuses amarillos y rojos, así como una versión especial llamada trolebus, se trata de un autobús eléctrico amarillo que se alimenta por energía eléctrica a través de dos cables superiores.

Autobuses alrededor

Las paradas abundan en la capital húngara, podrás encontrar un punto a menos de 400 metros, empiezan a funcionar desde las 4:30 de la mañana hasta las 23:00 horas. Por la noche podrás acceder al servicio denominado como “búho”, son cerca de 16 autobuses los que circulan en la madrugada. Si deseas parar en algún punto podrás apretar un botón que se encuentra al lado de la puerta.

Trolebus en Budapest

Los billetes no están a la venta en el mismo vehículo, debes comprarlos en determinadas paradas finales o en las taquillas de la Oficina de Transporte Público de Budapest (BKV Rt.). Puedes adquirir un billete que te servirá para un solo viaje o pasajes combinados que te permiten acceder a transportes por tramos cortos o por un día, todo depende de tus necesidades, por eso no dudes en informarte correctamente.

Autobus en carriles

La compañía más reconocida en cuanto a autobuses corresponde es Volán, y transporta a más de 3 millones de pasajeros todos los días.