El Archipiélago de Estocolmo (Skärgården) es uno de los más grandes de Suecia y del Mar Báltico. Se extiende 60km y consta de 24.000 islas. Sus playas y deportes acuáticos hacen de él el destino de verano predilecto entre los suecos y los turistas.

Archipiélago de Estocolmo

Vaxholm es una ciudad tranquila a tan solo una hora de Estocolmo. Consta de muchas villas de madera de típicos tonos pastel de finales del siglo XIX y principios del XX. Todas están muy bien conservadas. Además, es el centro culinario del archipiélago. La primera elección de restaurantes es siempre la del típico hotel Waxholm, el cual ofrece vistas del puerto y del Castillo de Vaxholm.

Vaxholm en Estocolmo

Si la navegación es lo tuyo, el pueblo porteño de Sandham es un gran punto de encuentro para navegadores. Igualmente, ofrece una intensa oferta de ocio durante la temporada alta del verano. En el pueblo hay posadas, hoteles, bares y el clásico club de navegantes “Kungliga Seglarklubben”. Si quieres alquilar un barco las principales empresas son:

La isla de Grinda te ofrece tranquilidad por estar a una hora y media en barco de Vaxholm. Es una reserva natural con acantilados y playas, lugares perfectos para bañarse durante el verano. En la isla también hay cabañas, albergues y lugares de camping, además de una oferta de actividades como piragüismo y senderismo.

Playa de Estocolmo

En cuanto a eventos, todos los años, el primer miércoles de junio el Archipiélago de Estocolmo se viste de gala para recibir a cientos de barcos y veleros que llegan para anunciar el comienzo de la temporada de verano.

La mejor forma de ir es por ferry. Estos salen con regularidad desde los puertos de Strömkajen y Nybrokajen en el centro de la ciudad. La empresa más grande es Waxholmsbolaget. Un viaje en ferry al archipiélago dura unas dos horas. Los precios varían según la temporada.