Los hoteles son variados en Portugal. Todo depende del presupuesto y las comodidades con las que quieras contar. Si lo que buscas es lujo, la red de hoteles más lujosa del país son las “Pousadas de Portugal”. Son conocidas por estar ubicadas en palacios y castillos, y por tener muy buen servicio.

Posadas de Portugal

Si no quieres castillos, sino vivir como un típico portugués las “Residenciales” son lo tuyo. Estas casas no sólo son económicas —una habitación doble puede costar 25 a 35 euros— sino que te dan un ambiente cálido y hogareño. Una experiencia pintoresca parecida, aunque menos personal, es alojarte en las “casas de campo” que son casas de Bed & Breakfast. Para tener experiencias alejadas de lo tradicional, los hostales de la juventud tienen varios locales por todo el país. La página web de este tipo de alojamiento es:


http://juventude.gov.pt/Portal/Lazer/es

Hostales baratos en Portugal

Los sitios de camping están repartidos sobre todo en el norte. Normalmente son públicos, aunque también hay sitios reservados a socios. Estos últimos se identifican con la letra “P”. Están clasificicados de 1 a 4 estrellas o como Rural (cerca a campos agrícolas) dependiendo de las comodidades que ofrezcan. Para quedarse en uno de estos sitios debes presentar tu pasaporte o documento de identidad.