Estocolmo ofrece una gran cantidad de alojamiento. Hay más de 170 hoteles con unos 22.000 habitaciones y 40.000 camas. Los precios durante el verano bajan en verano y los fines de semana en invierno.

Los precios de los hoteles de Estocolmo se pueden dividir en tres categorías. Los hoteles de lujo bordean las 2,500 coronas la noche (250 euros). Los hoteles de precio moderado (de 3 a 4 estrellas) están entre los 1,200 y 2,000 coronas (120 a 200 euros). Finalmente los hoteles más baratos no pasan de las 1,200 coronas. Se agrega un 12% de impuestos a las factura.

Entre los hoteles de lujo más destacados está el Grand Hotel, el cual es considerado uno de los más lujosos de Europa. Tiene vista al casco viejo de la ciudad, tiene instalaciones de belleza y su nuevo restaurant Matsalen ya cuenta con dos estrellas Michelin. Otro hotel notable es el Bern, cuya arquitectura mezcla el estilo escandinavo con la “belle époque”.

Grand Hotel Estocolmo

Entre los hoteles de precio moderado sobresalen el Clarion Hotel Sign —el hotel más grande de Suecia con 558 habitaciones—, el Hotel Rival —un hotel muy fuera de lo común, propiedad del miembro de ABBA Benny Andersson—, el Nordic Hotel —muy cerca de la estación central del tren y poseedor de un bar de hielo— entre otros.

Otras alternativas a los hoteles son lo hostales de juventud, los cuales ofrecen camas (50 coronas o 15 euros) o habitaciones privadas (350 coronas o 35 euros). Los locales de Bed & Breakfast están por toda la ciudad y son una buena opción económica durante las temporadas altas.